mindfulness

Mindfulness. ¿Qué ha sido para mi?

mindfulness

Hola a todos, hace unas semanas mi marido y yo, nos fuimos a Cantabria a hacer un curso mindfulness, ¡¡la verdad es que ha sido una experiencia MARAVILLOSA!! Al final del post os dejo un link del curso, por si os apetece chequearlo.

Desgraciadamente con el tipo de vida que llevamos, las prisas, la cantidad de cosas en la que estamos metidos, la autoexigencia… llega un momento que vamos con el piloto automático puesto, ¡pasan los días y parecemos robots! Hacemos lo mismo, sin ser conscientes de lo que estamos haciendo (o por lo menos YO). Te metes en una espiral de vida, que es muy difícil salir, y comienzas a sentir que el maldito estrés, hace mella en tu cuerpo, terminando por aparecer la ansiedad y la frustración.


Hace tiempo oí hablar del mindfulness, ¿pero sabéis de qué va? Pues hoy os lo voy a intentar explicarlo.


Mindfulness en inglés significa PRESTAR ATENCIÓN ¡significa no ir como un androide!, significa vivir plenamente consciente de lo que hacemos cada día, si estoy de mal humor o contesto mal, si estoy supercontento ¡¡de forma intencionada me veo, que estoy con esa actitud!! Esto implica estar atento de las sensaciones y/o sentimientos que uno experimenta en ese momento y la forma cómo respondemos a esas sensaciones y/o sentimientos. ¿Te atreverías a experimentarlo? Os digo que cambia la vida, ¡¡y mucho!!

En el curso dimos un paseo por la costa, practicando el mindfulness … ¡¡fue maravilloso!! pues fui consciente del olor a mar, de los ruidos de las olas, del canto de los pájaros, del ladrido de los perros, ¡¡y lo que flipé fue con los distintos tonos de verdes que tenían las plantas, que estaban en un trocito de playa!! Me emocioné de mis emociones, ¡de locos!

Normalmente yo voy por la vida con mi mente muy ocupada… ¡de un pensamiento me voy a otro y este a su vez trae consigo pensar en otra cosa, hay momentos en los que NO PARO DE PENSAR! (yo pensé que es algo normal en el ser humano, ¡pero estaba equivocada!). Y la pena es que me he perdido el ser consciente de mis sensaciones físicas, de mis emociones e incluso de mis pensamientos, cuando he realizado acciones tan normales como es el pasear, el comer, el ir a comprar, el cocinar, el conducir, el estar en un partido de rugby con mis hijos… ¡¡no he sido consciente de lo que estaba viviendo, no estaba en el ahora, en el presente, pues estaba absorta con mis pensamientos frenéticos!! ¿Te pasa a ti? ¿Lo has vivido alguna vez, ese tsunami de pensamientos?

Cuando eres plenamente consciente y pones tu atención a cómo vives, cómo actúas, cómo piensas… ¡¡la vida te da un giro de 180º!! Y comienzas a tomarte las cosas que te suceden con  otro talante. ¡Para empezar NO dejas volar tus pensamientos de manera ilimitada! y tu mente empieza a sentir paz.


Controlar la atención de forma intencionanda es un pilar del mindfulness, significa que vives EN EL MOMENTO PRESENTE.


Cuando nuestra mente vaga a sus anchas, pasando de un pensamiento a otro, sintiendo ira, enfado, lastima de uno mismo, tristeza… estamos reforzando estas emociones en nuestro corazón y sufrimos mucho. Con estos pensamientos y sentimientos estamos reviviendo cosas del pasado (¡qué por una parte ya no existe!), o vivimos en el futuro (qué tampoco), por lo cual lo único valido e interesante para nosotros es vivir el momento presente, es el único momento donde podemos experimentar lo que somos y lo que sentimos realmente.

Yo a día de hoy trato de hacer meditaciones mindfulness diariamente, ¿y que he conseguido? Pues que en mi interior haya más libertad, más tranquilidad, más paz y más alegría que nunca. Estoy creando un espacio donde NO JUZGO lo que siento, ¡a veces me doy cuenta que estoy siendo muy crítica! entonces al ser capaz de verme, de reírme de mí misma, automáticamente se baja la intensidad de esa crítica o ese sentimiento, con lo cual consigo un espacio interior de mucha calma.

Con esto al ser consciente de lo que vivo, soy consciente de qué sentimiento y/o pensamiento nace, luego cómo pasa através mío y por último cómo deja de existir, ¡¡por ser solamente consciente de ello!! Es algo alucinante. Con el mindfulness no reaccionamos con las emociones, sólo nos damos cuenta que se están produciendo en nosotros y las dejamos pasar, sin críticas, sin prejuicios… todo esto, como os he dicho va creando un equilibrio mental maravilloso.

También os digo que hay que practicarlo, hay que entrenarlo… al principio cuesta, pero a mí cada día me va mejor, soy capaz de enfrentarme con más tranquilidad a las situaciones que se presentan en mi día a día, a los cambios que uno debe de afrontar. Trato de no juzgarme, de no criticarme y todo esto hace que yo viva mucho más feliz, con más plenitud.

Bueno con este post espero haberos transmitido mi entusiasmo por el mindfulness.

Hasta la próxima ¡piensa en verde!

Referencias

Curso: https://www.esfacilsisabescomo.com

Annette Lloyd, Ross White, Catrin Eames, Rebecca Crane

The Utility of Home-Practice in Mindfulness-Based Group Interventions: A Systematic Review

Mindfulness (N Y) 2018; 9(3): 673–692. Published online 2017 Sep 23. doi: 10.1007/s12671-017-0813-z

Kevanne Louise Sanger, Dusana Dorjee

Mindfulness training for adolescents: A neurodevelopmental perspective on investigating modifications in attention and emotion regulation using event-related brain potentials

Cogn Affect Behav Neurosci. 2015; 15(3): 696–711. Published online 2015 Apr 7. doi: 10.3758/s13415-015-0354-7

Rinske A. Gotink, Karlijn S.F.M. Hermans, Nicole Geschwind,Mindfulness and mood stimulate each other in an upward spiral: a mindful walking intervention using experience sampling

Mindfulness (N Y) 2016; 7(5): 1114–1122. Published online 2016 Jun 2. doi: 10.1007/s12671-016-0550-8

Summary
Mindfulness. ¿Qué ha sido para mi?
Article Name
Mindfulness. ¿Qué ha sido para mi?
Description
Hoy os cuento mi opinión sobre el curso de mindfulness que he realizado hace poco. ¿Por qué todos deberíamos usar las técnicas de minduflness a diario?
Author
Publisher Name
Apoteca Verde
Publisher Logo

Categorie: Vida sana