Tag : provitamina-a

propoleo

Propóleo para la llegada del invierno

Propóleo para la llegada del invierno

Hola a todos, el invierno ya está aquí=(¡¡qué pereza me da el frío!!) ¡Pero al mal tiempo, buena cara… y buena salud respiratoria! “of course”. Sois muchos los que nos preguntáis por privado algún remedio para combatir las dolencias invernales. Bueno ya hemos hablado de algunas de ellas, ¡pero pensé que… del propóleo NOOOOO! con lo que a mí me gusta.

Le tengo al propóleo un gran cariño, pues hace más de 20 años cuando empecé a trabajar en la farmacia, fue uno de los primeros productos naturales que introdujimos y sobre el que nos formamos todo el equipo, ¡casi “na”, parece que fue ayer!

Bueno, decidido…hoy os voy a escribir sobre el maravilloso propóleo.

 

El propóleo es una sustancia resinosa, que se obtiene de los brotes del álamo y de las coníferas. También lo obtienen las abejas de las yemas de plantas o exudados, que luego la van a procesar y van a utilizar para fabricar sus colmenas. Las abejas lo mezclan con cera y lo usan para sellar huecos y barnizar el interior de la colmena para darle una mayor estabilidad estructural y prevenir la aparición de enfermedades y parásitos.

Como curiosidad deciros, que el propóleo a temperatura de 20ºC es pegajoso y a menor temperatura, está solidificado. Y que una colmena produce entre 150-300 gramos de propóleo al año, ¡poquísimo, por eso no es barato!

El propóleo, se ha usado desde la antigüedad: los Egipcios lo usaban  para embalsamar, los  Griegos y Romanos descubrieron las propiedades del propóleo sobre todo para tratar las pieles con infecciones. Como cosa llamativa, fue en el siglo XX, cuando se popularizó su uso en Europa, sobre todo para las infecciones de boca y garganta.

En el propóleo se han identificado más de 150 componentes, entre los que destacan: resinas, ceras, polen, aceites esenciales, vitaminas del tipo B3 (nicotinamida) y provitamina A, entre otros.


Todos alguna vez, hemos oído hablar del propóleo, ¿pero realmente sabes para qué sirve?

  • pues principalmente es un antibiótico natural, que para mí es una de sus funciones más importantes e interesantes. ¡¡Fijaos que se ha utilizado hasta para combatir la tuberculosis!! y lo que más me gusta es que NO altera la microbiota intestinal.
  • como antigripal y para los resfriados comunes ¡funciona genial! Os recomiendo a las personas que padezcáis enfermedades respiratorias, que en invierno lo utilicéis de forma ininterrumpida
  • para estimular el sistema inmunológico, gracias a sus vitaminas.
  • para tratar problemas intestinales producidos por Helicobacter pylori en úlcera péptica.
  • como antiinflamatorio. ¿Lo habéis probado alguna vez cuando tenéis problemas en la garganta? ¡Es increíble!
  • se utiliza para cánceres de nariz y garganta, pues al ser antiinflamatorio, antiséptico (evita que se reinfecten las posibles lesiones de la mucosa bucal y faríngea) acelera la cicatrización, además también produce analgesia. ¡¡Y cómo también estimula el sistema inmunológico, es una verdadera “bomba”!!
  • en enfermería se está usando para tratar quemaduras de piel, pues desinfectan las heridas y ayudan a cicatrizar muy bien
  • también en herpes genitales se han usado con una gran efectividad

En principio, su uso no tiene contraindicaciones, ¡salvo que seas alérgico al propóleo! Por lo que te recomiendo que si no lo sabes, empieces utilizándolo poca dosis y vayas aumentándola poco a poco, hasta ver cómo te sienta.  En personas diabéticas, en principio, si no va mezclado con miel, ¡no hay ningún problema!

Bueno que paséis un buen invierno con el uso del propóleo! ¡¡Piensa en verde!!

Hasta el próximo día!

Referencias:

medlineplus

Brumfitt W, Hamilton-Miller JMT, Franklin I. Antibiotic activity of natural products: 1. Propolis. Microbios . 1990;62:19 – 22.

Burdock GA. Review of the biological properties and toxicity of bee propolis (propolis). Food Chem Toxicol . 1998;36:347 – 363.

Scheller S, Tustanowski J, Kurylo B, et al. Biological properties and clinical application of propolis. III. Investigation of the sensitivity of Staphylococci isolated from pathological cases to ethanol extract of propolis (EEP). Attempts on inducing resistance in laboratory Staphylococcus strain to EEP. Arzneimittelforschung . 1977;27:1395.
Vynograd N, Vynograd I, Sosnowski Z. A comparative multi-centre study of the efficacy of propolis, acyclovir and placebo in the treatment of genital herpes. Phytomedicine. 2000;7:1 – 6.

Categorie: Vida sana

moreno

¡Mantén tu moreno con…plantas!

¡Mantén tu moreno con...plantas!

Hola a todos, ya estamos de vuelta de vacaciones! Algunos ya estáis con el estrés postvacacional y con la ansiedad, por haberos incorporado al trabajo. Afortunadamente yo soy de las privilegiadas que le encanta su trabajo y no me pesa.

animo vacaciones

Son muchas las personas (mayoriatariamente mujeres, ¿por qué será?), que en estos días os acercáis, para que os demos algo para mantener el moreno. La verdad es que el moreno es muy favorecedor, pero deberíamos meternos en la cabeza, que es poco saludable.

¿Sabeis por qué nos ponemos morenos? Pues porque tenemos un pigmento llamado melanina que cuando los rayos ultravioleta entran en contacto con la piel, se activa la producción de este pigmento para oscurecer nuestra piel y para evitar que estos rayos alteren el ADN  de nuestras células, en otras palabras la melanina es un barrera protectora que produce nuestro organismo. Pero no todos producimos la misma cantidad de ese pigmento, (de allí el fototipo de piel de cada uno).

Bueno pero lo que nosotros queremos saber es ¿cómo conservar el moreno por más tiempo?

Aquí os propongo varias opciones naturales:

  • los betacarotenos, son pigmentos vegetales, conocidas como provitamina A y en el hígado se transforma en vitamina A. Lo curioso de estas sustancias es que actúan como antioxidantes y evitan que los radicales libres que se producen por culpa de las radiaciones solares, dañen el ADN de nuestras células.

Los betacarotenos van a cuidar de nuestra piel, pues potencian la formación de melanina y como todos sabemos, esta es la responsable de que nos pongamos con ese moreno tan preciado en verano. Por cierto hay que estar varias semanas ingiriéndolos.

  • hidrata la piel con aceite de coco o de almendras, aparte de prolongar este moreno y el bronceado tan bonito, le dan un aspecto hidratado y evitaremos mudar la piel como las serpientes (¿os suena?)
  • exfoliación de la piel, al menos hay que realizarla dos veces en semana. De esta forma eliminamos las células muertas, hacemos que el color sea más uniforme y no se nos vea la piel “como a manchas”. Y además hacemos que las cremas hidratantes que aplicamos, penetren mejor.
  • aceite vegetal de zanahoria, es rica en betacarotenos ya sabéis que son muy útiles para prolongar la vida a nuestro moreno. Póntela después de haber tomado el sol o tomatela vía oral, ¡¡pero primero chequea que la marca que vas a utilizar se pueda ingerir, osea que sea 100% aceite vegetal de zanahoria!!

Bueno es todo por hoy, ya tenéis truquillos naturales para mantener el moreno por más tiempo y espero que os sirvan!

¡No olvidéis de pensar en verde!

Referencias:

Postaire E1, Jungmann H, Bejot M, Evidence for antioxidant nutrients-induced pigmentation in skin: results of a clinical trial. Biochem Mol Biol Int. 1997 Aug;42(5):1023-33.

Mathews-Roth MM, Pathak MA, Parrish JA clinical trial of the effects of oral beta-carotene on the responses of human skin to solar radiation. J Invest Dermatol. 1972 Oct;59(4):349-53.

Categorie: Belleza y cuidado corporal